martes, noviembre 06, 2007

¿Qué son Necesidades Educativas Especiales y cómo aporta la Educación Especial?

El concepto de Necesidades Educativas Especiales se refiere a niños y niñas que presentan dificultades mayores que el resto del grupo, para acceder a los aprendizajes que les corresponden por edad, o porque presentan desfases con relación al plan de estudio, servicio de apoyos especiales, adecuaciones en el contexto educativo o en la organización del aula.

Las Necesidades Educativas Especiales (NEE) pueden derivarse de factores relacionados con el desarrollo de las dimensiones del desarrollo humano tales como: factores cognitivos, físicos, sensoriales, de la comunicación, emocionales y psico-sociales.

La Educación Especial busca y ofrece constantemente estrategias pedagógicas de acuerdo a los diferentes niveles, para que los estudiantes alcancen logros, adquieran independencia, autonomía, seguridad y autoestima como:

Potencializar habilidades que favorezcan los estados de productividad. Implementar planes de intervención artística y terapéutica. Promover principios de respeto a la diferencia que la valoren como una posibilidad de aprendizaje social.

Desde la Educación Especial puede darse un proceso de inclusión al Sistema Educativo en la medida en que la Institución Escolar y la sociedad dejen de ver la discapacidad como algo individual, centrado en el déficit o carencia. La Educación Especial ha de convertirse en una parte integrante del Sistema Educativo General, centrando su interés en las necesidades o requerimientos que presentan los estudiantes, la familia, la escuela y la comunidad, para que los primeros alcancen el conocimiento y la plena inclusión en su medio, con equidad. Más allá de cambiar el término “DISCAPACIDAD” por “NEE” (Necesidades Educativas Especiales), es abordar con acciones firmes en esta última realidad.

La familia es el elemento fundamental para la atención de las personas con NEE. En la dinámica interior de la misma se generan procesos de reflexión y toma de decisiones que implican la reorientación y reconstrucción de su vida hogareña, de tal manera que se llegue a la aceptación plena del hijo con Necesidades Educativas Especiales relacionas con el ambiente, la discapacidad o aptitudes sobresalientes. Aceptación significa reconocer el derecho de la persona a su dignidad y respeto, a pesar de su problemática. Es percibir al individuo tal como es, incluyendo sus habilidades y limitaciones, actitudes, sentimientos y comportamientos.

La Escuela o Centro de Educación Especial podría convertirse en una Institución de orden Inclusivo, al favorecer la igualdad de oportunidades para todos los niños, proporcionado una educación más personalizada, con la participación activa y preactiva de la familia y el colectivo, fomentando el respeto, la solidaridad y cooperación entre los integrantes de los respectivos núcleos comunitarios.

Aún dentro de un Centro Especializado, es posible una educación común e individualización mediante acciones y recursos diversos, comprendiendo que los fines educativos son los mismos para todos los niños. Los principios de la Educación especial Inclusiva desplazan la supuesta homogeneidad de los seres humanos para llegar a la heterogeneidad del educando y elimina la igualdad, para aceptar la diversidad, que permita un trato con equidad de todos los niños, con respeto a las características y necesidades individuales.

Un Centro de Educación Especial Inclusivo debe propiciar e implementar medidas para que la Comunidad Educativa asuma:

El valor de la diversidad como un elemento que enriquece el desarrollo personal y social, tanto de los educadores, padres de familia y autoridades educativas. El diseño y puesta en marcha de un proyecto educativo participativo, cuyo énfasis sea la educación para y con la diversidad. La implementación de un estilo pedagógico que reconozca y se adapte a las diferentes capacidades, motivaciones, ritmos y estilos de aprendizaje de los estudiantes. El establecimiento de criterios y procedimientos flexibles de evaluación y promoción. La disponibilidad de un equipo profesional interdisciplinario de apoyo para la planificación y desarrollo de acciones pedagógicas Institucionales que abarquen todas las necesidades y realidades del centro Educativo.

(Texto adaptado por Fundación Alejandría. Lic. en Educ. Especial María Nancy Bedoya T.)

1 comentario:

Anónimo dijo...

Me pareció muy interesante el artículo.